ABRIR

Sociedad

Hubo acuerdo y los choferes levantaron el paro de colectivos del jueves y viernes

18-05-2022 Los choferes de la UTA llegaron a un acuerdo salarial con las empresas del transporte público y, de esa manera, dejaron sin efecto los paros previstos para el jueves y viernes de esta semana.

Los choferes de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) llegaron a un acuerdo salarial con las empresas del transporte público y, de esa manera, dejaron sin efecto los paros previstos para el jueves y viernes de esta semana.

Tras una extensa reunión celebrada este miércoles, el sindicato de los choferes de colectivos informó que "se ha suscripto el acuerdo salarial para los trabajadores del transporte de pasajeros de corta y media del interior, con la FATAP, conforme se pretendía, ingresándolo de manera virtual ante el Ministerio de Trabajo de la Nación". 

"Hemos solicitado a la cartera laboral una audiencia urgente para el día de mañana, a las 13 horas, para la ratificación de las posiciones entorno a las cuales se ha alcanzado el acuerdo, requiriendo la convocatoria a referentes del Comité Federal del Transporte y autoridades del Ministerio de Transporte de la Nación", agrega el comunicado de UTA. 

"Conforme todo ello, informamos la suspensión de las medidas de acción gremial dispuestas, exigiendo para ello el cumplimiento de los compromisos asumidos en tiempo y forma, por parte de las autoridades de transporte, tanto nacionales como de las distintas jurisdicciones del interior del país", concluye el comunicado de la UTA.

La llave para destrabar el conflicto, que viene de larga data, surgió luego de que los gobiernos provinciales y los municipios más importantes del país se comprometieran a aportar el dinero necesario para garantizar que los choferes de las provincias logren el mismo acuerdo salarial que sus colegas de Buenos Aires.  

Por cada colectivo que circula en Buenos Aires, la Nación aporta en subsidios casi 1.400.000 pesos mensuales. Por cada colectivo que recorre Santa Fe, apenas 271.000 pesos. El boleto en el interior cuesta tres veces más que en Capital Federal: 59 pesos contra 18.

Así lo explicó el presidente de la Fatap (Federación Argentina de Transporte Automotor de Pasajeros), Gerardo Ingaramo. Se trata de una respuesta a la coyuntura y de corto plazo, ya que el problema de fondo radica en los desequilibrios que existen en la distribución de subsidios que realiza el gobierno nacional. 

Nación no aportará más dinero para el interior

Desde el Ministerio de Transporte de la Nación se advierte que el gobierno central no aportará un solo peso más para garantizar la circulación de los colectivos del interior, a pesar de que el 80% de los subsidios se destinan a Buenos Aires. Por ese motivo, se hace necesario que sean los gobiernos provinciales y los municipios quienes cubran los montos imprescindibles para que los choferes cobren los sueldos que cobran sus pares de Capital Federal. 

Ingaramo insistió en que se trata de un principio de acuerdo transitorio y advirtió sobre la necesidad de reabrir las negociaciones para analizar nuevos incrementos en las tarifas del interior, debido a la inflación creciente y al hecho de que, mientras en Buenos Aires las empresas pagan 100 pesos el litro de gasoil, en el resto del país llegan a pagar entre 130 y 150 pesos.  

"La solución de fondo pasa por lograr un equilibrio en la distribución de los recursos", planteó el empresario. En este sentido, reclamó que cada uno de los gobernadores y legisladores nacionales presione para que, "en un plazo de 30 a 60 días", se logre avanzar en una ley nacional del transporte automotor que fije las pautas necesarias para que el sistema sea sustentable en todo el país.  

Los empresarios del sector y el gremio de la UTA organizan una marcha hacia el Congreso de la Nación para reclamar por esta ley de transporte. “Esta entidad sindical informa que convocará a una marcha federal al congreso de la nación, para pedir el dictado de una ley federal de transporte que contemple la problemática del transporte de pasajeros del interior del país”, expresó en las últimas horas el sindicato a través de un comunicado.  

En este sentido, el intendente de Santa Fe, Emilio Jatón, planteó que “el dictado de una Ley Federal de Transporte no solo es imprescindible para el sostenimiento más equitativo de los subsidios, sino también para dar previsibilidad".

Las consecuencias son evidentes: mientras que un habitante de Capital Federal paga 18 pesos el boleto, otro de Santa Fe, Rosario o Córdoba debe pagar alrededor de 60 pesos. Y a pesar de estas diferencias en el precio del servicio, no se logra garantizar el funcionamiento del sistema por falta de fondos.

Fuente Aire Digital

Volver
® Copyright 2022 CENTRAL DE NOTICIAS VILLA GESELL - Todos los derechos reservados.
La reproducción total o parcial de los contenidos aquí vertidos sólo sera permitida citando la fuente.

Los contenidos periodísticos y/o fotográficos aquí publicados, se encuentran protegidos por la Ley 11.723; "la reproducción de contenidos no autorizados, constituye un acto ilícito y por ello sancionable".